Al momento de cuidar la alimentación, saber elegir los alimentos correctos en las cantidades adecuadas puede ser un verdadero reto, ya que, sólo un porcentaje muy pequeño de la población tiene un conocimiento adecuado sobre alimentos y nutrición, siendo este uno de los principales motivos por lo que las personas no logran seguir un plan de alimentación y mucho menos llegar a un peso adecuado.

El método del plato, es una herramienta visual para comer de forma sana y equilibrada elaborada por el departamento de salud pública de la universidad de Harvard, está basado en estudios científicos que refieren que seguir una dieta basada en vegetales, grasas saludables, cereales integrales y proteínas, reduce el riesgo de padecer enfermedades crónicas y aumento de peso a largo plazo. Este método permite crear menús variados y sanos adaptados a las necesidades de cada persona de una manera fácil y sin grandes complicaciones.

Puntos importantes

Priorizar alimentos integrales sobre las harinas blancas.

Priorizar grasas saludables como el aceite de oliva sobre otro tipo de grasas.

Escoger frutas y verduras de diferentes colores para aumentar la variedad de vitaminas, minerales y antioxidantes.

Limitar las carnes grasas y procesadas.

Elegir métodos de cocción más saludables como: al vapor, asado, a la plancha, etc.

Elegir el agua pura como base para la hidratación.

No es necesario pesar ni medir porciones de los alimentos, tan solo hay que utilizar el plato como guía para calcular la cantidad de cada uno de los alimentos.

El plato NO se debe desbordar ni llenar demasiado.

3 en 1

Divide un plato de aproximadamente 23 cm de diámetro en 3, traza una línea por la mitad, luego, divide una de esa mitades en 2 partes, de manera que el plato quede dividido en 3 secciones (50%, 25% y 25%) como se muestra en la siguiente imágen.

Pese a que no es un plan personalizado, si puede ser un primer acercamiento para una buena alimentación y especialmente para alcanzar un estilo de vida más saludable. Inicia el año con toda la actitud y con un pequeño pero efectivo cambio en tus hábitos alimenticios, esto te ayudará a estar bien y sentirte bien.